" NADA HAY MÁS NUEVO QUE EL AMANECER DE CADA DÍA " - EMPIEZO EL BLOG EL 3 DE JUNIO DEL 2.010 - (mi refugio)

1/4/16

Escarmentó !?

Bolo
    Cuando abro las ventanas corre a coger su sitio y allí se pasa muchos ratos. Una noche, cuando era pequeño, saltó por la que estaba entreabierta de una habitación. A las cuatro me di cuenta de que no estaba,  me levanté corriendo y lo busqué por toda la casa. No había duda, se había escapado, qué susto !! Salí a la calle pensando que se habría perdido o los otros gatos le habrían mordido ... después de un rato que se hizo eterno y horrible, mientras lo llamaba, escuché un lastimero "miauuuuu" que venía de debajo de un coche y salió corriendo oliendo a gasolina, lo cogí con mucha alegría y nos volvimos a la cama !! Ya no lo ha hecho más, esa noche lo pasaría mal y escarmentó.

26 comentarios:

  1. Siempre vigilante con el ir y venir de la gente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso le encanta, vigilar desde las alturas.

      Eliminar
  2. Se quedaría con ganas de volver a saltar... pero se lo piensa dos veces. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La ventana de la bodega está justo debajo y es por la que entra y sale por el día, yo creo que se equivocó ...

      Eliminar
  3. Hombre, con la mal que lo pasó esa noche, ya no se la juega, jeje.
    Feliz Abril. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Qué majico Bolo... ya sabe —por escarmiento— que como en casa de Angelines, en ningún otro sitio!!
    Con Fermin me sucedió algo parecido cuando tenía cuatro meses... Una tarde llegué, como cada día, a casa después del trabajo, y me extrañó que Fermín no saliera —siempre lo hacía— no diré a recibirme... digamos que a ver quién llegaba. Pensé que acaso estaría tan profundamente dormido que ni me había oído llegar... pero al ver que no estaba en ninguno de los sitios o rincones en que solía dormirse, empecé a preocuparme... Lo llamé a voces pir toda la casa, pero nada... ni señal de Fermín.... Puse la casa patas arriba.. moví muebles... Fermín no estaba en casa!! ... pero, ¿cómo se habría escapado? ...era imposible!! ...todas las ventanas cerradas...
    La ùnica manera posible de que hubiera podido escaparse era —pensé— que lo hubiera hecho mientras yo echaba la llave al salir de casa por la mañana temprano, escurriéndose a toda velocidad y sigilo entre mis piernas... y subiendo como alma que lleva el diablo por las escaleras al puio de arriba... eso sí que, con seguridad, tenía la habilidad suficiente para hacerlo... y me reproché a mí mismo no haber estado atento cuando salí de casa y cerré la puerta...
    En fin; sea como fuere, el caso era que Fermín no estaba en casa... y era todavía tan pequeño... Además empezaba a anochecer —era pleno invierno—. y no me quitaba de la cabeza que estuviera en apuros... Lo busqué por todo el edificio, salí buscarlo a la calle... ni rastros de él en todos los alrededores.... y m temor era que se hubiera adentrado en esa "selva" inmensa que es la Casa de Campo. —vivo al lado—, que se ofrecía oscura, amenazante como boca de lobo... No quería ni pensarlo, pero mi imaginación. —la "loca de la casa” la llama Santa Teresa— no paraba de crear situaciones amenzantes para un pequeño gato como era entonces Fermín... No hubo manera de encontrarlo, y en un instante caí en la cuenta de que, muy probablemente, no volvería a verle nunca más...
    Regresé a casa con lo ojos llorosos y la pena atenazándome la garganta... Vivo en el segundo piso, y al pasar por el descansillo del primero escuché, muy tenue, el maullido de un gato detraás de la puerta del 1°B... llamé al timbre.....—estos vecinos no me constaba que tuvieran gato—... y cuál fue mi sorpresa cuando la vecina que me abrió la puerta tenía a Fermín en sus brazos!! ....lo había encontrado en el patio de la casa, debajo del hueco de la escalera, al coger la bici a media mañana...
    En fin, Angelines, que con la escapada de Bolo he recordado aquél episodio de la escapada de Fermín... que me hizo darme cuenta de cuánto lo quiero.
    Muchos besos para ti y para mi amigo Bolo, no solo míos... también de Fermín.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pobre Fermín, la curiosidad natural e incontrolable que tienen estos bichetes que son muy independientes pero nos quieren y nos necesitan. Me ha encantado la aventura de Fermín y me ha hecho reír la forma lagartijera que tienen para pasar por entre las piernas, eso también me lo hace en Jaca y tengo que correr por las escaleras ... Tengo más aventuras que contar !! Besetes a los dos.

      Eliminar
  5. Hola Angelines, pobrecillo el miedo que tuvo que pasar y tu lo mismo el mal rato que pasaste, pero me imagino en el momento que te vio y tu a el la alegría de ambos, como bien dices escarmentó y ya se lo piensa mas de una vez verdad?, que penilla me da, menos mal que te diste cuenta que si no el pobre pasa la noche fuera.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo peor era que los gatos podían atacarlo, bueno, no pasó nada y no ha vuelto a saltar por esta ventana. Besetes.

      Eliminar
  6. Bolo ha sido un explorador, pero con el tiempo se va tranquilizando y ya ve el paisaje desde las ventanas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se ha tranquilizado muchísimo, no sé si por tiempo o por los perros que hay por la calle ...

      Eliminar
  7. Ellos son exploradores y curiosos por naturaleza, pero las "mamás" lo pasamos mal cuando deciden ir a curiosear. Un abrazo para ti y otro para Bolo

    ResponderEliminar
  8. Jajajajajajaaaaa, me encanta tu Bolo es genial. Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
  9. Supongo que la libertad le gusta tanto como a nosotros. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mi que es la gracia de la vida de un gato, por eso en el piso le pongo cajas por el pasillo o lo dejo en la terraza juguetes de Lucía para que investigue ...

      Eliminar
  10. Respuestas
    1. Yo creo que cada vez nos queremos más. Besetes.

      Eliminar
  11. Mira qué majo Bolete,
    que en ningún lío se mete.
    A él le mola la ventana
    y aventuras no demanda.
    Yo no sé si escarmentó,
    si recibió su ración,
    si dejó atrás la acción
    por una mejor opción...,
    más proclamó a viva voz
    ¡Larga vida al faraón!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anda que bonita, me has hecho sonreír de oreja a oreja y tú mira que poesía más bonita te ha salido entre ola y ola ...

      Eliminar
  12. Todos son curiosos por naturaleza y se pasa muy mal cuando desaparecen sin que sepas por donde andan. El mio por suerte salio de pequeño por la ventana pero fue a parar dos casa mas adelante y enseguida nos llamaron para que lo fuéramos a buscar, ya que al asustarse entro allí pensando que era su casa y es que todas se parecen.
    desde entonces no sale solo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bolo tiene miedo de los perros y eso hace que no salga tanto, se conforma con el corral ... y ya le vale !!

      Eliminar
  13. Hola Trimbolera. nos dejas un bello y entretenido relato sobre ese precioso gatito. Son un encanto y nos ayudan a vivir con mas energía.

    Me ha encantado pasar por tu casa virtual.
    Un abrazo y toda mi estima y gratitud.
    Se muy feliz.

    ResponderEliminar
  14. Hola Trimbolera. nos dejas un bello y entretenido relato sobre ese precioso gatito. Son un encanto y nos ayudan a vivir con mas energía.

    Me ha encantado pasar por tu casa virtual.
    Un abrazo y toda mi estima y gratitud.
    Se muy feliz.

    ResponderEliminar

GRACIAS POR TU TIEMPO.