" nada hay más nuevo que el amanecer de cada día "
- RUMIANDO MOMENTOS -

lunes, 31 de octubre de 2016

Mermelada

Quedan muchas moras por los caminos. Lo malo es que las más gordas y mejores están fuera del alcance de la mano, siempre se encuentran muy altas y me quedo mirándolas con impotencia. Tienen mucha vitamina C, mucha fibra, pocas calorías, son antioxidante, reducen el colesterol, previenen la arteriosclerosis, son diuréticas, actúan contra la infecciones ... Cociéndolas con limón y azúcar resultan muy buenas en mermelada.


15 comentarios:

  1. Tienes razón, las mejores siempre están fuera de nuestro alcance, jajaja.
    A mi me gustan mucho y junto con los madroños, son dos frutos que siempre que voy al bosque, como haya, me los traigo para casa. Ignoraba que tuviesen tantas propiedades.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Extraordinària!!! Venia con deseos de Feliç Castanyada!!
    Besos Trimbo!!
    PD: En 30' empiezo hacer panellets!!
    Licor de endrinas, moras, de frutas del bosque!! Patxaran?

    ResponderEliminar
  3. Panellts:http://cuinacinc.blogspot.com.es/2011/10/panellets.html
    Besos Trimbo y un Buen día!
    Fina

    ResponderEliminar
  4. Estoy de acuerdo contigo yo en verano suelo recoger en el pueblo para hacer mermelada para el resto del año.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Eso me pasa a mi, las mejores estan fuera de mi alcance, pero me encanta salir a recogerlas... y comerlas. Ayer con queso y nueces pero eran compradas. Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. ¡Que buena pinta tienen! A mi también me encantan, pero por aquí no hay bosques para ir a recoger. Yo tengo dos árboles, pero no me las dan tan bonitas como éstas. Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Cuantos años hace que no las pruebo.

    ResponderEliminar
  8. Bonita cosecha. Además de en mermelada, también están estupendas en...

    http://i50.twenga.com/gastronomia/licores-diversos/licor-de-mora-uztarrotze-tp_590836297741969676f.jpg

    ResponderEliminar
  9. En cierta ocasión mi mujer estaba obsesionada por coger las moras más altas, que efectivamente eran las más gordas, estaba haciendo mermelada, le preparé un palo para que las agarrara y las pudiera bajar a su altura, yo pocas veces las he cogido, al principio fue bien la cosa pero al cabo de un rato desistió ya que al soltar la zarza en ocasiones se le enganchaba en las mangas del jersey que llevaba y en otros en la propia carne.

    ResponderEliminar
  10. Es una mermelada exquisita, si es casera. La comprada, por aquí, además de ser carísima, con los conservantes pierde bastante el gusto.
    No podré pasar todos los días, Angelines, te aviso para que no te preocupes, tengo que hacerme un tratamiento de kinesiología y empezar con el odontólogo. Tendré poco tiempo.
    Un besote enorme.

    ResponderEliminar
  11. Recordé mi niñez cuando pasaba una señora gordita gritando sus ricas moras recién sacadas de la mata... Naturales, limpias y hermosas. Hoy vivo en una ciudad que se engulle los recuerdos que a veces aparecen cuando voy a comprar a la feria.

    ResponderEliminar
  12. En mermelada es como mas me gustan pero hace años que no la hago! Un besazo querida Angelines!
    http://solaanteelespejo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  13. Qué ricas, me recuerda la infancia.
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Que ricas, resultan estupendas mezcladas con yogurt y para un postre o tarta que hermosas huuuu.Buenas noches guapa.

    ResponderEliminar
  15. Este año se me pasó sin hacer la mermelada; esas se ven riquísimas. Besos.

    ResponderEliminar

GRACIAS POR TU TIEMPO.